El papel fundamental de la comida en la mítica serie Friends

El papel fundamental de la comida en la mítica serie Friends

¡Hola gastrónomos!

Casi en el ecuador de la década de los 90 llegó a la pequeña pantalla una de las series más longevas de la televisión y que más fans ha cosechado entre el público. El primer capítulo de Friends se estrenaba un 22 de septiembre de 1994 a través de la cadena estadounidense NBC. Muy pocos se imaginaron en aquel momento el éxito que aquella ficción conseguiría en antena en los años posteriores. Reinventando por completo el género de la sitcom y la comedia coral, Friends se posicionó como el icono de una generación que veía en el grupo protagonista de seis amigos un reflejo de su vida y de la incertidumbre que generaba superar la veintena y llegar a la treintena sin conseguir ni la mitad de los propósitos marcados diez años atrás. En sus 236 episodios repartidos en un total de diez temporadas que estuvieron en antena hasta 2006, los fans de la serie pudimos asistir a todo tipo de acontecimientos: bodas, nacimientos, muertes, ascensos, divorcios, despidos, rupturas, engaños y un largo etcétera que contaban con Rachel Green, Phoebe Buffay, Mónica Geller, Joey Tribbiani, Ross Geller y Chandler Bing como protagonistas.

Estos seis amigos que vivían en la ciudad de Nueva York (aunque pocas veces se vio un exterior en la ficción) nos han regalado algunas de las mejores escenas de la televisión, ya sea alrededor de una mesa en una partida de póker, en el interior de una habitación comiendo cera de depilación o con una Phoebe frente a un televisor viendo los Teleñecos. Muchas de estas escenas tienen en común un elemento: la comida. La importancia de la comida en la serie no solo se remite al hecho de que Mónica sea cocinera sino que podemos decir que la comida en sí misma funciona como un personaje más que siempre termina por unir al grupo de amigos. Tanto es así que en 2016 Valentina Morillo y Daniel López publicaron el libro “El de la comida de Friends”, una obra que, además de hacer un homenaje a la serie con su título y la peculiar manera de nombrar a los episodios, recoge un total de 75 recetas que hacen referencia a 75 elaboraciones presentes en la serie. Además de contar con una explicación detallada sobre el proceso de elaboración, cada receta incluye, además, una pequeña reseña del capítulo y la escena en la que aparece el plato en cuestión. Un servidor ha puesto la mente a trabajar para traer del recuerdo las mejores escenas en las que la comida tuvo un papel protagonista en Friends y así es como ha quedado el top 3:


  1. En la que Joey le roba el postre a su cita
Fuente Giphy

Si hay un personaje que ame por encima de todo a la comida, ese es el italiano Joey Tribbiani. No hay episodio en el que no veamos a Joey comiendo o experimentando con la comida. ¿Quién no recuerda la cena de Acción de Gracias en la que se puso los pantalones premamá de Phoebe para poder comer un pavo él solo sin que la ropa fuera un impedimento? ¿Y cuándo se queda atrapado en el interior de un ejemplar del mismo animal? Sin duda, Joey nos ha dado muchos de los mejores momentos de la serie. Sin embargo, puestos a elegir me quedaría con el capítulo en el que el actor italiano sale a cenar con una mujer que pretende comer de su plato. Si hay una norma no escrita que todos deben conocer es que Joey no comparte la comida, motivo por el cual se niega en redondo a dejarle comer de sus patatas. El problema llega a la hora del postre cuando la joven pide la última porción de tarta que quedaba. Aplicando el mismo sistema que Joey, la mujer se niega en redondo a compartir su postre, lo que termina con un Joey devorando el pastel cuando la mujer se retira un momento para ir al baño. Segunda norma no escrita: entre las mujeres y la comida, Joey se queda con la comida.

 

  1. En la que Rachel cocina un pastel

El personaje de Rachel tiene muchas virtudes pero desde luego una de ellas no es cocinar. Por eso cuando decide hacerse cargo del postre de la cena de Acción de Gracias todos los asistentes temen por su salud intestinal. Y no es para menos si tenemos en cuenta que la experta en moda se confunde y mezcla los ingredientes de dos recetas diferentes, creando así un plato que combina carne con fruta y nata, entre otros ingredientes. El pánico al tener que probarlo y las excusas que los invitados a la cena ponen para no tener que comerlo dan lugar a una de las escenas más hilarantes de la serie.

 

  1. En la que Phoebe descubre el secreto de las galletas de su abuela

Místico y extravagante, el personaje de Phoebe guarda tras de sí un oscuro pasado que hace que los recuerdos positivos de su infancia sean especialmente atesorados en su memoria. Uno de estos recuerdos tiene que ver con las galletas de chocolate que preparaba su abuela y cuya receta decide regalarle a Mónica por su boda. El problema es que esta receta se quemó durante el incendio de su apartamento por lo que deben descubrir los ingredientes a partir de una galleta que Phoebe conservaba en su congelador. Mónica, Ross y Phoebe se ponen manos a la obra en una ardua tarea que abarcará más de 10 hornadas diferentes y que acabará con Ross con alguna que otra visita al lavabo. ¿Lo mejor del capítulo además de imaginarnos el olor a galleta recién hecha de las múltiples hornadas de Mónica? Cuando descubren que la receta no era tan especial como pensaban.

 

¿Algún fan más de friends en la sala?

G de Gastronomía

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*