Processed with VSCO with t1 preset

Chatear beneficia gravemente tu salud

¡Hola gastrónomos!

Iré al grano: y tú, ¿chateas? Dejando a un lado que un porcentaje excesivamente alto de los nativos digitales no sabe que este verbo además de compartir palabras, en su mayoría vacías, a través de una pantalla de teléfono también significa vivir momentos con los suyos ante una buena copa de vino, olvidando ese pequeño detalle, hoy os quiero hablar de la campaña de Bodega Viñedos de Alfaro. Se trata de un juego entre los dos significados del verbo chatear que personalmente me encanta ya que creo estamos perdiendo la bonita tradición de compartir el chateo con amigos. La cerveza está muy bien sí, pero como una buena conversación filosófica tras la segunda copa de vino, personalmente creo que no hay nada.

chatear1

1. intr. coloq. Beber chatos (‖ vasos de vino).

chatear2

1. intr. Inform. Mantener una conversación mediante chats.

Recuerdo con nostalgia los momentos tomando vinos con mis compañeros de universidad. De aquella de hecho no estaba tan extendido el WhatsApp, que ¡ojo!, ya lleva 8 años con nosotros. ¡Vuela el tiempo! Bueno a lo que voy, en mi etapa universitaria pasábamos horas en el Caffe Boglione, un pequeño local de la encantadora ciudad de Bra, allí hablábamos de todo y de nada y debatíamos ante una copa de vino. Creo que además de en casa con mis padres, allí fue donde aprendí lo que significaba realmente el verbo chatear. Delante de una copa de vino me he enterado de que se casaba una amiga, de que mi prima Adriana iba a rejuvenecer la familia de nuevo y brindé por conservar la salud muchos años. Ante buenos vinos he disfrutado de visitas de amigos a los que hacía mucho que no veía, he bailado, he reído y he cantado. Así que puedo decir que sí, que yo chateo y me encanta. 

Desde la bodega me han preguntado cómo me gusta chatear, y yo no lo he dudado ni un segundo, tengo mi propio ritual. Lo primero de todo me acomodo en mi sofá, si es con mantita incluida mejor, enciendo una de mis velas, en este caso una enorme de Zara Home que me encanta, descorcho un buen vino y disfruto mientras leo, actualmente Tortilla quemada, un libro que creo he leído ya más de 3 veces y que siempre recomiendo a todo el que le guste la gastronomía y la ciencia.

Además, ojo al dato, gracias a Conde del Real Agrado he sido la protagonista de 33 segundos que creo serán la antesala de mi premio Oscar. Ya estoy ensayando el discurso ante el espejo. #Ytuchateas

¡Qué no se me olvide! Si quieres puedes participar en el sorteo de un menú degustación para dos personas en Casa Marcial, dos estrellas Michelin, compartiendo como te gusta a ti chatear, aquí os dejo el link de la página para que podáis participar.

#Ytuchateas?

G de Gastronomía

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*